7 partes del cuerpo femenino que no sabías que existían

200 views

*** Aunque probablemente creas conocer todas las partes de tu cuerpo, si atendemos a lo que dictan las últimas tendencias de la moda puede que no sea así.

Tegucigalpa,Honduras

bella-640x330_0

Aunque probablemente creas que conoces todas las partes de tu cuerpo, si atendemos a lo que dictan las últimas tendencias norteamericanas es muy posible que no sea así. La obsesión por la estética y el cuerpo femenino no tiene límites, y cada vez hay más partes del cuerpo que probablemente no están como deben estar (es decir, como las tiene Kate Moss). Se acabó el preocuparse sólo por la papada, la nariz, la tripa, el trasero, los brazos, las piernas, la delantera y la piel.

Aquí tienes las nuevas partes del cuerpo que son veneradas, cuidadas y explotadas al máximo por las famosas más famosas.
1. El sideboobAA685BE8A

O, lo que es lo mismo, el lateral de los pechos, la parte que va desde debajo de la axila hasta la caja torácica. Y es que los americanos tienen nombre para todo. No obstante, no hay como meter el dichoso término en Google para comprobar que, efectivamente, es más célebre de lo que parece. Se ve con cualquier biquini y con no pocos vestidos, y es una sugerencia a la delantera femenina más sutil que el escote clásico. Suele requerir, eso sí, de la ausencia de sujetador para lucirse en condiciones, de manera que es una suerte de prueba del algodón de la delantera femenina: si la teta en cuestión es turgente, el llamado sideboob también lo será. La flacidez, en estos casos, no se deja ocultar.

2. El underboob

Como se puede deducir fácilmente, nos referimos ahora a la parte inferior de los pechos que, lo crean o no, a veces se enseña voluntariamente gracias a un top increíblemente corto. Al parecer, el underboob no es exactamente nuevo, pero está gozando de un glorioso renacimiento. Como se puede observar echando un vistazo por internet, es notablemente menos elegante que el sideboob (aunque Paris Hilton protagonizó una portada de la revista Vogue con una camiseta de este tipo y presuntamente estilosa). Pero, una vez más, ningún pecho flácido quedará a salvo en esta prueba implacable: el sujetador no está permitido y la turgencia debe ser total para exhibir con éxito unos bajos redondeados y firmes.
3. Hoyuelos traseros

También conocidos como hoyuelos de Venus, son esas pequeñas muescas que algunas personas tienen en la parte baja de la espalda. Estos hoyuelos son genéticos y no hay más que ponerse una camiseta corta para lucirlos. Aunque causan no poca fascinación, las famosas aún no han iniciado su lucha encarnizada por ver quién los luce mejor. Saben desde dónde atacar, y han empezado por los pechos.

4. El sidebutt

O, en castellano y literalmente, el lateral del culo. La revista New York proclamaba hace poco que “el sidebutt es el nuevo sideboob”, lo que nos lleva a dos conclusiones irrefutables: que hay que aprender inglés para estudiar anatomía y que son las famosas las que deciden qué parte del cuerpo debemos enseñar en cada momento. Porque mostrar cacha no es algo aleatorio, ni mucho menos. Por más que se ha intentado, no se ha conseguido hallar diferencia alguna entre el sidebutt y el muslamen de toda la vida. Eso sí, no se imaginen nada burdo: desde Kate Winslet hasta Gwyneth Paltrow los han lucido sobre la alfombra roja, pues el quid de la cuestión no es sino abrir una estela transparente en el vestido epatante de cada cual. Ahora bien, el mensaje que se quiere transmitir es muy evidente: no llevo ropa interior alguna y quiero que se sepa.

5. El thigh gap

Que no es sino el hueco entre los muslos que se ha puesto tan de moda en cuestiones de estética femenina, como constataba recientemente El Confidencial. El tan citado hueco ha de quedar entre la cara interna de ambos muslos, aun cuando los pies se mantengan juntos. En caso contrario, probablemente estás gorda. Este hueco, tan imposible en la mayoría de los casos, se ha convertido en el nuevo imperativo para la mujer delgada, y no ha tardado en ser tildado de machista, misógino y demás calificativos peyorativos. No es de extrañar, ya que para la mayoría de las mujeres es inalcanzable, y poco tiene que ver con el peso o la belleza.

6. El bum slip o underbutt

Este término se refiere a la parte baja de las nalgas y, al parecer, se está convirtiendo en el digno heredero del sideboob. Se trata, efectivamente, de la parte baja del trasero, que es fácilmente visible con minifaldas imposibles o pantalones cortos muy muy cortos. Además, esta moda no es exclusiva del mundo de las celebrities, y no es raro ver por la calle a chicas que parecen haber olvidado la falda en casa.

7. La escisión de la parte baja de la espalda

Así se ha dado en llamar finamente a lo que coloquialmente se conoce como la hucha. Ésta, típicamente asociada a la imagen soez de quien no sabe agacharse con estilo, se ha convertido en moda a seguir. Desde que Heidi Klum luciera la suya con orgullo es otra parte más del cuerpo que debemos mimar.
Visto lo visto, lo único que nos queda es llorar por la imposibilidad de seguir todas las modas al mismo tiempo: la única manera de enseñar a la vez la parte lateral y baja de los pechos, al tiempo que el escote, mientras que mostramos la parte baja del culo, pero también la alta, y la espalda, y también el interior de los muslos… bueno, la única manera de enseñarlo todo es ir desnuda. Y eso las marcas de moda no lo van a permitir. A este paso, terminaremos cubriéndonos las orejas y dejando a la vista todo lo demás.

URL Corta: http://bit.ly/2gJtAMn

Compartir esta noticia...

Compartir esta noticia...