Por qué “el punto negro” de la CA5, el tramo carretero Las Flores, Comayagua, 

1666 views

***** El gobierno hondureño otorgó a la empresa extranjera COVI, el derecho de administrar y cobrar peaje en la carretera CA5, a la par realizar ampliaciones y darle mantenimiento bajo el decreto “Corredor Logístico”.

Tegucigalpa, Honduras

El gobierno hondureño informó desde abril pasado del endeudamiento de 22 millones de dólares, unos 500 millones de lempiras con el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), para reparar y ampliar el tramo carretero de 4.5 kilómetros en el sector de Las Flores, Comayagua, al margen que existe una Alianza Público Privada (APP), con la Concesionaria Vial (COVI) en el proyecto denominado Corredor Logístico.

El gobierno a través de Coalianza, otorgó en el 2014 a la Concesionaria Vial de Honduras (COVI), de capital extranjero, para que durante los próximos 20 años se encargará de reparar y dar mantenimiento a la carretera CA5, en el marco del programa Corredor Logístico, incluida la autorización de cobrar peaje como parte de la Alianza Pública Privada (APP).

En su momento, el gerente de COVI, David Palma, anunció que el 12 de junio 2014, la firma comenzaría a realizar el cobro de peaje, que además  invertirían dos mil 520 millones de lempiras en trabajos de ampliación y mejoramiento de la carretera CA-5 como parte de las obligaciones establecidas en el contrato, pero no se sabe si la inversión era de lo recaudado por el peaje o adicional a lo recaudado.

En tal sentido, en declaraciones a la prensa Palma, al referirse al cobro del peaje manifestó; “Me gustaría aclarar que el recaudo no es para nosotros, el dinero es para el Estado, nosotros tenemos primero que invertir para poder tener derecho a cobrar”, aunque gran parte de la CA5, fue construída con el programa Cuenta del Milenio.

El contrato autoriza a la empresa concesionaria a instalar cuatro casetas de peaje, una en el sector de Zambrano, otra en Lamaní, en Siguatepeque y una última en el sector de Yojoa, pero a la fecha sólo se han instalado tres.

Se advierte que las tarifas en las diferentes casetas de peaje serán las mismas, con excepción de la estación de Lamaní, Comayagua,  en donde los conductores pagarán desde 18 hasta 320 lempiras para poder transitar por la zona.

Por otro lado, en el sitio web de la empresa COVI se coligen las Generalidades del Proyecto, donde dice que: La Comisión para la Promoción de la Alianza Público – Privada (COALIANZA) de acuerdo a las facultades establecidas en la Ley de Promoción de la Alianza Público Privadas de Honduras, ha gestionado un importante proyecto denominado el Corredor Logístico de Honduras, como un gran corredor que integrará social y económicamente a los departamentos de Francisco Morazán, Valle, La Paz, Comayagua y Cortés mejorando su calidad de vida.

Que, “El objeto del proceso fue la Concesión a una persona jurídica, nacional o extranjera, denominada Concesionario, del Corredor Goascorán – Villa de San Antonio, y Tegucigalpa – Villa de San Antonio – San Pedro Sula – Puerto Cortés por un plazo de 20 años para la explotación del mismo.

Se detalla, que “En marzo de 2012, COALIANZA, adjudicó la concesión, a través del proceso de licitación pública internacional, al Consorcio Vial Latinoamericano, conformado por la empresa ecuatoriana Hidalgo e Hidalgo S.A. y la compañía peruana CASA Contratistas S.A. A su vez, este consorcio ha constituido la CONCESIONARIA VIAL HONDURAS S.A. de C.V., quien será la persona jurídica encargada de la administración del Contrato de Concesión.

Explica además que “La Concesionaria se encargará de la puesta apunto y ampliación a 4 carriles de subtramos seleccionados, proporcionar mantenimiento rutinario y periódico a las vías y estructuras existentes y nuevas, señalizar horizontal y verticalmente la vía y atención de emergencias viales y de cuidado y vigilancia de la carretera, las nuevas obras de drenaje tales como, alcantarillas, cunetas, badenes, obras de protección ribereña, construcción y operación de 4 estaciones de peaje como medio para la recuperación de su inversión, por lo que no se entiende que COVI no realiza la ampliación del sector de Las Flores, Comayagua.

El Contrato es otorgado por el Estado de Honduras a través de la Secretaría de Obras Públicas, Transporte y Vivienda (SOPTRAVI), quien actúa como CONCEDENTE del proyecto.

El Contrato de Concesión responde a un esquema DFBOT (Design, Finance, Build, Operate and Transfer por sus siglas en inglés), por ello, la infraestructura que forma parte de los Tramos a ser entregados al Concesionario en todo momento mantiene su condición pública.

El gobierno sostiene que los Objetivos de la concesión del Corredor Logístico de Honduras, son para ejecutar obras viales y su mantenimiento de largo plazo con fondos privados y a través de un modelo autosostenible, liberando la exigencia presupuestaria al Estado, quien podrá redireccionar este capital otros importantes proyectos y necesidades del país.

Podría entenderse, que el Estado hondureño no debería de invertir o endeudarse en este tramo carretero, porque el concesionario debería hacerlo y cualquier recurso direccionarlo para otros proyectos sociales, supuestamente.

Contar con un verdadero “Corredor Logístico” en Honduras, que una el Océano Pacífico con el Atlántico a través de una vía ancha, segura, mantenida y señalizada que brinde las condiciones de eficiencia y eficacia que requiere el transporte de carga y pasajeros para la conexión interoceánica.

Reducir los costos logísticos de transporte y mejorar la competitividad y sostenibilidad de las actividades económicas que se desarrollan en el ámbito del proyecto.

Lograr una Alianza Público Privada autosostenible, en la que los usuarios pagan por la ampliación de la vía y mantenimiento permanente por 20 años de acuerdo a exigentes índices de servicialidad mínimos, para que los usuarios tengan ahorros operativos (combustible, aceite, reparaciones, llantas, etc.) que serán mayores a lo que pagan por peaje, generar puestos de trabajo permanentes directos e indirectos y reintroducir el control de pesos en Honduras, que sólo han sido mediáticas.

Empero, si los compromisos y disposiciones del concesionamiento, después de casi  cinco años, varios sectores del país, se preguntan, el por qué el tramo carretero de la carretera CA5, con una distancia de 4.5 kilómetros, no ha sido reparado y ha sido denominado por los propios funcionarios del gobierno que la “Carretera de Las Flores ya no será el “Punto negro” de la CA-5”.

Se dijo en abril de este año, que “Este tramo estará listo en diez meses”, considerando que ya estaba licitado y adjudicado, por un valor de 22 millones de dólares, unos 500 millones de lempiras, mediante un préstamo del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE).

SONY DSC

Sin embargo, sobre este tramo, el ministro de INSEP, Roberto Pineda, la semana pasada, seis meses después de asegurar que los trabajos de en ese tramo se iniciarían desde el pasado mes de julio o agosto, ni siquiera ha sido adjudicado, que ahora ese proyecto está en manos de INVEST.HN, que significa Inversión Estratégica de Honduras (INVEST-Honduras) también Cuenta del Milenio – Honduras (MCA-Honduras), como una unidad de gestión, planeación y auditor de todos los proyectos ligados a infraestructura carretera.

En una publicación de diario La Prensa, publicó que los pobladores de la aldea Las Flores, ante los anuncios de los funcionarios del Gobierno, dijeron: “Queremos ver terminada la obra y allí hablaremos”.

“Esta obra ya está licitada y cuenta con el financiamiento del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), a un costo de 22 millones de dólares”, dijo el ministro de INSEP los primeros días de abril pasado y ahora en septiembre, dice que el proyecto esta en manos de INVEST-HN.

“El ministro de Infraestructura y Servicios Públicos, Roberto Pineda, amplió que esa sección de la carretera central ya está adjudicada para la construcción y supervisión, y que los recursos proceden de un préstamo de 22 millones de dólares de parte del BCIE”, se repitió.

Aseguró que en un período de 10 meses estará concluida la carretera, detalló Pineda, al tiempo que dijo que en las próximas semanas se comenzarán los trabajos en ese tramo para concluir todo el Corredor Logístico.

“La próxima semana ya estará lista la adjudicación  para iniciar la construcción de este importante tramo que faltaba por concluir el emblemático Corredor Logístico y además beneficiará a los habitantes que residen por esta zona”, señaló el Ministro Pineda.

Asimismo el funcionario añadió que está estipulado el pago de indemnizaciones a propiedades de los habitantes  que viven a orillas de esta carretera que será ampliada a cuatro carriles.

Cabe mencionar que con  la ejecución de este trayecto se ahorrará tiempo y dinero en combustibles a miles  vehículos que actualmente cruzan el paso vial y potencia el turismo, comercio y la generación de empleo en los sectores aledaños.

Se desconoce el porqué, los ejecutivos de COVI, de Coalianza y del propio gobierno a través de INSEP, no explican sobre los procesos de adjudicación del proyecto APP a la concesionaria sobre ese tramo carretero de 4.5 km, denominado el “punto negro de la CA5”. hondudiario.

URL Corta: http://bit.ly/2MY795g

Compartir esta noticia...

Compartir esta noticia...