Aumentan a 41 las personas afectadas por quemar pólvora

1037 views
Coma

***De acuerdo con los datos brindados por las diferentes autoridades de los centros hospitalarios, las personas quemadas por el mal uso de la pólvora se incrementaron de 17 a 41.

Tegucigalpa, Honduras

Autoridades de los principales centros asistenciales del país informaron que en lo que va del mes de diciembre unas 41 personas, entre niños y adultos han sido afectadas por manipular pólvora.

En ese sentido, el cirujano plástico del Hospital Escuela (HE), Carlos Flores, informó que las últimas cinco personas afectadas por la pólvora son dos adultos y tres menores, los cuales fueron remitidos del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS) hacia el Materno Infantil.

El número de personas afectadas por la pólvora aumentó en todo el país tras la celebración de la Noche Buena.

De acuerdo con los datos brindados por las diferentes autoridades de los centros hospitalarios, los quemados se incrementaron de 17 a 36.

Uno de los casos más graves se reportó en la capital de la República, se trata de Sócrates López de 26 años de edad que perdió dos dedos de su mano derecha tras manipular un “cuete” tipo cebolla.

El muchacho ingresó de emergencia al quirófano del primer centro asistencial del país para ser intervenido quirúrgicamente en horas de la madrugada el pasado 25 de diciembre.

López es residente del barrio Guanacaste de Tegucigalpa y de acuerdo con su relato, él lanzó el cohete, pero al ver que no explotó, regresó y lo tomó y al levantarlo le estalló en su mano.

En ese sentido, las autoridades del HE aseguraron que el joven se recupera satisfactoriamente.

También, la menor Nissy Martínez, de siete años de edad, fue atendida por el Cuerpo de Bomberos al estallarle un mortero en la colonia El Carrizal de la capital. La pequeña sufrió graves quemaduras en sus manos y el rostro.

Es de importancia mencionar que al Hospital Mario Rivas (HMCR) de San Pedro Sula (SPS) hasta la fecha se reportaron unos 10 quemados.

De estos, cinco quedaron internos por la gravedad de sus quemaduras, que según información son de tercer grado.

Uno de los menores podría perder uno de sus ojos mientras que el otro será operado en una de sus piernas con el riesgo de perderla, según trascendió extraoficialmente.

Otras cinco personas ingresaron al principal centro asistencial del país con quemaduras debido al uso de la pólvora, sin embargo, fueron dados de alta debido a que sus quemaduras eran leves, informó Miguel Osorio, portavoz del centro asistencial.

Osorio no brindó mayores detalles de la identidad de las personas. Agregó que se trata de cuatro adultos y un niño, el cual se quemó por manipular una chispita.

En la ciudad de Choluteca, un hombre de 67 años identificado como Eulogio López ingresó de emergencia al Hospital del Sur debido a que se quemó la pantorrilla izquierda a consecuencia de un mortero, que estaba siendo reventado por otra persona y éste (mortero) le cayó a él.

Mientras que en la zona oriental del país se reportó el ingreso a la sala de urgencias del Hospital Gabriela Alvarado de Danlí- El Paraíso, de un niño de ocho años con quemaduras de segundo grado en sus manos.

 

Se trata de Yosel Enrique Hernández, quien, de acuerdo con lo relatado por su madre, se encontró un mortero y lo encendió, pero no le dio tiempo de soltarlo y le explotó en una de sus manos.

El niño es originario de la comunidad de La Esperanza- Trojes. De acuerdo con el reporte médico, ingresó a las 8:00 pm del 24 de diciembre al centro asistencial de la zona. Según información, su condición es estable en la sala de niños quemados del hospital.

De igual importancia, en el departamento de Santa Bárbara resultó herido por la manipulación de un “cuete” el joven Denis Sagastume, quien fue trasladado a un centro asistencial por la gravedad de las heridas en su mano derecha.

En el Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS) de Tegucigalpa no se reportaron ingresos de personas quemadas por pólvora.

Otra de las personas quemadas tuvo lugar en Siguatepeque, donde un potente mortero le estalló en la mano a un menor de 14 años, causándole graves lesiones.

El niño fue intervenido en el Bloque Materno Infantil del HE y luego lo remitieron al Centro Hondureño para Niños Quemados (Ceniq), donde recibe una atención especializada.

Otros cinco niños se recuperan en el Ceniq con incidentes asociados a pólvora. Mientras que los otros ocho casos que se reportaron a inicios de la temporada navideña son originarios de La Paz, Comayagua, Valle y Tegucigalpa.

La mayoría de las víctimas son menores de edad, por lo tanto, sus padres deberán responder ante el Juzgado de Policía de la alcaldía de cada localidad.

En Tegucigalpa, el Juzgado de la Alcaldía Municipal del Distrito Central (AMDC) ya citó a los primeros padres de las víctimas.

De continuar los episodios por quemaduras se estará cerrando el 2018 con una cifra parecida o superior al año pasado, la cual fue de 56 quemados;30 fueron adultos y 26 niños. FH/Hondudiario

URL Corta: http://bit.ly/2GDpjXe
Coma