Trucos para tener los dientes blancos

3019 views

***Si desea unos dientes brillantes y restaurar su blancura, es posible realizarlo desde su casa. A continuación le ofrecemos unos trucos fáciles de realizar para conseguir esa blancura deseada:

Tegucigalpa,Honduras

Instrucciones: Puede utilizar bicarbonato de sodio todos los días cuando se cepilla los dientes, en su cepillo de dientes. En este caso, la pasta de dientes aumenta la acción abrasiva, lo que puede causar daño a los dientes. Lave sus dientes como de costumbre, y cuando termine enjuáguese con agua limpia.
Podrá encontrar bicarbonato de sodio en farmacias o en tiendas de alimentos naturales.

Limón

Limón: su acidez es perfecta para devolver el blanco a dientes manchados o amarillentos. Además, te ayudará también con el mal aliento. ¿Modo de empleo? Lávate los dientes con un poco de zumo de limón acabado de exprimir. Y hazlo dos veces por semana, no más.

Debido a su acidez, el limón es ideal para restaurar la blancura de los dientes amarillentos y manchados. También es perfecto para reducir el sarro y mantener un aliento fresco siempre. Con la vitamina C que contiene limón también se fortalecerán y limpiarán sus encías.

Instrucciones: Lávese los dientes con sólo un poco de jugo de limón recién exprimido. Cepille suavemente antes de enjuagarse con agua limpia. Repetir 2 veces por semana, no más. El limón es ácido y puede dañar el esmalte de los dientes.
Para ofrecer una mayor blancura de sus dientes, también se puede mezclar 75 g de bicarbonato de sodio con el zumo de 1/2 limón. Mezclar y cepillarse los dientes con esta mezcla cada mañana durante 1 semana.

Pasta blanqueadora

Para blanquear los dientes de forma natural, 1-2 veces a la semana, cepillarse los dientes con esta mezcla.

Instrucciones: Remojar el cepillo de dientes en la arcilla verde o bicarbonato de sodio. Añadir una gota de aceite esencial de limón o mandarina. Cepíllese sus dientes y termine con un enjuague bucal hecho con una infusión de menta.

Otra opción es pasar por la farmacia. Existen multitud de productos y sistemas que blanquean los dientes: pastas blanqueadoras, geles, enjuagues.

Todos los dentríficos con efecto blanqueante ayudan a quitar las manchas porque contienen componentes abrasivos (como el bicarbonato que comentábamos al empezar). Algunas, además, contienen productos químicos que ayudan a abrillantar el diente.

Pero debes tener en cuenta que no hacen milagros: pueden ayudarte a recuperar un o dos tonos de blancura, pero nunca llegarán a los hasta 8 tonos de blanco que puede recuperar tu dentista con sus tratamientos.

Otros productos que puedes usar en casa son los geles y las tiras. Los geles, basados en un componente químico llamado peróxido, se aplican con un pequeño cepillo directamente en los dientes. Las instrucciones recomiendan aplicárselo dos veces al día durante 14 días. Los resultados iniciales se ven a los pocos días y el resultado dura unos 4 meses.

Un procedimiento similar se realiza con las tiras blanqueadoras: son unas tiras muy finas, casi invisibles, cubiertas también de gel blanqueante a base de peróxido. Se aplican 2 veces al día durante 30 minutos y durante 14 días. Tienen los mismos resultados que el gel.

Todos estos productos puedes encontrarlos en tu supermercado, en la farmacia, o si prefieres un producto de alta calidad y especialmente diseñado para ti, visita a tu dentista y él te recomendará los productos que te sentarán mejor.

Blanqueamiento dental profesional

Y la opción más eficaz para recuperar de una manera predecible la estética dental de tus dientes y lograr una sonrisa perfecta es confiar en un tratamiento ontológico que mejore el aspecto y el color de nuestros dientes.

Hay varios, y hará falta concretar con el dentista especialista el que te vaya a ir mejor: blanqueamientos dentales con luces LED, carillas de composite, carillas de porcelana lumineers, microcarillas de porcelana, Invisalign. PropDental/Hondudiario

URL Corta: http://bit.ly/2fXa1A7

Compartir esta noticia...

Compartir esta noticia...