Día del Niño en Honduras: entre la pandemia, mendicidad y falta de educación

999 views
Coma

***En el país, más del 35 por ciento del total de la población es menor de 15 años. Uno de los grandes retos es poder reducir el trabajo infantil, combatir el maltratado y la mendicidad. Ahora se suma la pandemia del COVID-19.

Tegucigalpa, Honduras

Miles de menores hondureños, celebran este 10 de septiembre el “Día del Niño”, un festejo de forma atípica, en medio de la pandemia del COVID-19, los retos en la educación que ha privado a miles a este derecho y la mendicidad que se observa en todas las calles del país.

Este dia se conmemora, luego que el 31 de mayo de 1990, Honduras, ratificó la Convención sobre los Derechos del Niño mediante el decreto número 75-90, como instrumento que reúne los principios esenciales para garantizar a la niñez el acceso a su bienestar general y fijó el 10 de septiembre como el Día del Niño.

Para reforzar la lucha, cuatro años después, en 1996, se aprobó el Código de la Niñez y la Adolescencia en el país con el objetivo generar la protección integral de los niños en los términos que consagra la Constitución y la Convención sobre los Derechos del Niño.

En el país, más del 35 por ciento del total de la población es menor de 15 años. Uno de los grandes retos es poder reducir el trabajo infantil, combatir el maltratado y la mendicidad. Ahora se suma la pandemia del COVID-19.

Asimismo, los retos aún mayores que tiene educación, por la falta de clases presencial que ha obligado a buscar otros mecanismos, la mayoría vía internet, haciendo a un lado a miles, que no tienen acceso a este servicio.

COVID-19 y educación

La directora de la Dirección de la Niñez, Adolescencia y Familia (Dinaf), Lolis Salas, informó que, hasta la semana pasada, unos 3,600 niños se han contagiado de COVID-19 a nivel nacional.

A principios de la pandemia se mencionaba que este virus atacaría solo a personas mayores de 60 años y a también a los que padecen de enfermedades crónicas de base, algo que ha quedado descartado, ya que muchos niños han sido confirmados con esta enfermedad.

Aunque la tasa de letalidad en esta población es muy baja, no dejan de ser vulnerables ante este enemigo oculto.

Asimismo, se estima que al menos 800,000 niños de Honduras de los estratos más vulnerables corren el riesgo de abandonar sus estudios debido al cierre de escuelas y la crisis económica que se ha agudizado con la pandemia de COVID-19.

Según el experto en Educación, Mario Alas, recordó que se ha puesto en marcha programas educativos a través de la televisión y la radio, aunque el experto advirtió que no es suficiente para llegar a los niños más vulnerables que no tienen señal de cable o no disponen de un televisor o un radio en casa.

Datos del Instituto Nacional de Estadísticas (INE), citados por Alas, señalan que más del 60 por ciento de los hondureños carece de acceso a internet y el 91 por ciento de los que tienen acceso a la red es a través de un teléfono celular prepago.

En 2014, la matrícula de estudiantes en los niveles de preparatoria, primaria y media era de 2.28 millones de estudiantes, cifra que bajó a 1,8 millones de alumnos a inicios de 2020, señaló Alas.

Aseguró que la crisis sanitaria y la económica, que se ha agudizado en el país por el nuevo virus SARS-CoV-2, provocará que al menos 800.000 niños de entre 3 y 17 años se retiren del sistema educativo antes de finalizar el año lectivo.

Mendicidad y explosión laboral

Por su parte, el director de Casa Alianza José Guadalupe Ruelas, manifestó que unos 500 mil niños y niñas son víctimas de la explotación laboral en Honduras.

“Hay que recordar que los niveles de deserción escolar han aumentado, debido a la falta de oportunidades, a la pobreza y al mal manejo de la pandemia del COVID”, dijo Ruelas.

El año pasado eran un poco más de 400 mil pequeños quienes desempeñaban trabajos forzados, lo que significa que este año el número de menores de edad insertados en la actividad laboral se ha incrementado entre 75 mil y 100 mil.

La portavoz del Ministerio Público (MP), Lorena Cálix, comentó que ante los niveles de mendicidad y trabajo infantil en la capital hondureña, unos 59 menores de edad han sido rescatados mediante operativos desde el inicio de la pandemia del COVID.

“Durante la cuarentena y solo en la capital hondureña, 59 menores de edad fueron sacados de circulación del trabajo infantil”, comentó Cálix.

El 48 por ciento del trabajo infantil en Honduras se concentra en labores agrícolas, según autoridades del Programa de Políticas Públicas de la Dirección de Niñez Adolescencia y Familia. GO/Hondudiario

URL Corta: https://bit.ly/3hhXyR9
Coma