Cuánta agua cayó en la capital?

2178 views
Coma

Cuánta agua?

Por: Marino Ortariz

No soy experto en mediciones ni pronósticos, pero logré conocer los datos oficiales sobre los volúmenes de agua que cayeron en la ciudad capital en el paso del huracán Eta y el huracán Iota, que a su ingreso al país, se convirtieron en depresión tropical, que sólo es la diferencia por el nombre porque el resultado o efectos es la cantidad de agua que dejaron a su paso.

Con más de 200 zonas de riesgo plenamente identificadas y que están pobladas por igual número de barrios y colonias, la capital de Honduras en menos de una decena de días, recibió 212 milímetros de aguas lluvias, entre los dos fenómenos naturales, provocando grandes saturaciones, advirtiendo inundaciones y riesgos por deslizamientos, lo que obligó a la evacuación de unas 2000 personas que fueron llevadas a 43 albergues, durante ocurrieron estos eventos.

Es importante destacar que de los 43 albergues, 38 fueron ocupados por personas que están viviendo en zonas de deslizamiento y los otros restantes por inundaciones, que curiosamente no se produjeron a pesar de los grandes volúmenes de agua que cayeron en la ciudad.

La depresión tropical Eta, dejó 138 milímetros en de agua en 36 horas, provocando 103 metros cúbicos de agua de rebose en las represas La Concepción y Laureles, que fueron bien manejados su controles.

En menos de 10 días, la depresión tropical de Iota provoca el impacto de agua de 92 milímetros, durante un poco más de 28 horas en la ciudad, aumentando la humedad y la crecida de las quebradas y los ríos, pero que no provocaron daños que lamentar, dígase víctimas mortales.

Lo extraño y si se quiere la indiferencia de los medios de comunicación, con lo que ocurría en la ciudad capital, fue sin duda, porque era mínimo con lo que sucedía en la zona norte del país, donde los ríos sobrepasaron los niveles y dejaron miles de personas damnificadas y pérdidas materiales incuantificables.

En cambio, en la ciudad capital, los medios de comunicación sólo reportaron deslizamientos de tierra y una que otra casa destruida por lo mismo, nada de inundaciones a pesar de las crecidas de los ríos Choluteca, Chiquito y las quebradas El Sapo, la San Ángel y los Jucos, entre otras, cuyos niveles a pesar de haber alcanzado su máximo nivel las inundaciones fueron mínimas. “Nada que lamentar”.

Los expertos y los mismos pobladores que viven en las zonas inundables, reconocen que las quebradas y los ríos no hicieron casi ningún daño,  porque las autoridades de Alcaldía Capitalina con anticipación a los dos fenómenos naturales realizó el dragado y limpieza, no sólo de estos afluentes sino de calles y cunetas, casi de manera permanente. Marino Ortariz / Hondudiario

URL Corta: https://bit.ly/2IZgMzT
Coma