Compra sobrevalorada de hospitales móviles no debe ser olvidada por próxima administración

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en telegram
Telegram
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en email
Email

***Rivera pidió no levantar el dedo de la llaga y que las nuevas administraciones puedan darle seguimiento a este caso en la parte administrativa y penal para que la impunidad no vaya a cubrir a los responsables del robo de los hospitales móviles.

Tegucigalpa, Honduras

El director ejecutivo del Foro Nacional de Convergencia (Fonac), Omar Rivera, consideró que el tema de los hospitales móviles debe seguir vigente en la agenda de los entes del Estado en la próxima administración, para que haya acciones de acuerdo a ley para castigar a los culpables.

En ese sentido, el representante de sociedad civil recordó que el pueblo hondureño espera una resolución porque la compra de estos hospitales fue un engaño para todos, y ahora se debe dar seguimiento.

“Yo espero que estos hechos (caso de los hospitales móviles) no sean engavetados”, mencionó.

Lamentó que hasta ahora, esos módulos hospitalarios todavía continúan sin funcionar, porque, aunque está claro que fue una estafa para el pueblo porque al final no sirvieron para atender COVID-19, deben ser habilitados al menos para atender otras patologías.

Asimismo, que aún hay módulos que siguen empaquetados y otros a media obra, sin funcionar y eso no debe seguir, tanto Inversiones Estratégicas de Honduras (Invest-H), como la Secretaría de Salud, deben actuar y rescatar esos hospitales y ponerlos a funcionar.

Finalmente, pidió no levantar el dedo de la llaga y que las nuevas administraciones puedan darle seguimiento a este caso en la parte administrativa y penal para que la impunidad no vaya a cubrir a los responsables del robo de los hospitales móviles.

Cabe señalar que, el pasado 30 de noviembre se realizaría el juicio oral y público contra Marco Bográn y Alex Moraes, acusados por el “desfalco financiero” producto de la compra de los hospitales móviles, sin embargo, dicho proceso se postergó del 19 al 31 de enero del 2022.

Bográn y Moraes fungían como director y administrador, respectivamente, de Invest-H, cuando realizaron la compra de los hospitales en el 2020.

El costo de los hospitales, que servirían para combatir la crisis sanitaria de la COVID-19, fue de 1,174 millones de lempiras. Sin embargo, cuando llegaron a Honduras, se comprobó que eran deficientes, por lo que de inmediato comenzó una investigación contra los funcionarios.

También se presentó una demanda internacional contra López, pero hasta el momento el extranjero no ha sido capturado.

Desde el pasado mes de abril guardan prisión preventiva tanto Bográn como  Moraes, quienes, en un par de días, compadecerían ante Tribunal de Sentencia en Materia de Corrupción. GO/Hondudiario

URL Corta: https://bit.ly/3GyUEoj
¡Escanéame!
Coma