Bélgica despidió de la Eurocopa al campeón Portugal y Cristiano se quedó sin romper el récord goleador

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

***Los Diablos Rojos vencieron 1-0, con gol de Thorgan Hazard, y en los cuartos de final enfrentarán a Italia; Cristiano Ronaldo se va con 109 tantos, la plusmarca mundial en seleccionados que comparte con el iraní Daei.

Tegucigalpa, Honduras
Thorgan Hazard festeja la apertura del marcador durante el partido de Eurocopa que disputan Portugal y Bélgica.La Eurocopa tiene a su campeón de vuelta a casa. Portugal, pese al asedio final sobre el área de Bélgica, quedó eliminado al perder 1-0 por los octavos de final, en un encuentro disputado en el estadio La Cartuja, de Sevilla. Con cuatro triunfos en igual cantidad de cotejos, Bélgica se medirá con Italia por los cuartos de final el viernes próximo, en el Arena de Munich. Primera en el ranking mundial de la FIFA desde septiembre de 2018, Bélgica extiende su muy buena serie al mando del entrenador español Roberto Martínez, con 47 victorias, nueve empates y solo cuatro derrotas en 60 encuentros (78 por ciento de eficacia).
Pese a los 15 remates en el segundo tiempo, algunos salvados por Thibaut Courtois y otro devuelto por un poste, Portugal no pudo salir del cero. El defensor belga Thomas Vermaelen reconoció: “En el primer tiempo jugamos bien, presionamos a Portugal. Pero viendo lo que pasó en el segundo, tuvimos suerte de haber ganado”.
Tras el final, Cristiano Ronaldo se hincó para procesar su decepción. Luego se dio un saludo afectuoso con Romelu Lukaku, otra fiera del gol, que había lidiado con la dura defensa portuguesa. Con sus cinco goles en los tres partidos en la etapa de grupos, Cristiano había alcanzado al iraní Ali Daei como máximo goleador mundial en el nivel de seleccionado, ambos con 109 tantos. El delantero de Juventus ahora deberá esperar los próximos compromisos de Portugal por las eliminatorias del Mundial en su intento de adueñarse de la plusmarca en exclusividad.
De los cuatro remates de Bélgica en el primer tiempo, ninguno había ido al arco ni inquietado a Rui Patricio. Pero el poderío ofensivo de los Diablos Rojos siempre está latente. En una primera etapa pareja y muy táctica, Thorgan Hazard, hermano de Eden, sorprendió con un derechazo cruzado, tras un movimiento que fue de una banda a la otra.

Renato Sanches rodeado por Kevin De Bruyne, Youri Tielemans y Thomas Meunier, durante el partido de Eurocopa que disputan Portugal y Bélgica.

El encuentro empezó con mucho estudio de ambos lados. En la víspera, el técnico de Portugal, Fernando Santos, había dado una de las claves: “Ganará el que menos se equivoque y para eso hay que estar fuerte en defensa”. Bélgica asumió la iniciativa con sus dos carrileros -Meunier y Thorgan Hazard- adelantados, dentro de un sistema con tres zagueros que aplican varios seleccionados en esta Eurocopa

La primera aproximación fue en una salida rápida con Renato Sanches, un volante que empezó el torneo de suplente y se ganó la titularidad, en una continuidad de su muy buena temporada con el campeón Lille, tras un paso por Bayern Munich, en el que no pudo afirmarse. El mediocampista de largas trenzas habilitó por la izquierda a Diogo Jota, que remató desviado.

A Bélgica le costó encontrar espacios para la salida desde la zona central con Witsel, mientras que a Eden Hazard y De Bruyne se les dificultaba dar con una línea de pase para Lukaku, que mantenía un duelo de tanques con el experimentado zaguero Pepe y Ruben Dias, el mejor defensor de la última Premier League.

En algún momento, Cristiano Ronaldo les pedía a sus compañeros una presión un poco más adelantada para no quedar tan lejos de Courtois. CR7 tuvo la primera ocasión para convertir con un tiro libre cerca del vértice derecho del área grande. Su remate pasó por donde dos compañeros simulaban la continuidad de la barrera; Courtois reaccionó con un rechazo, sin poder retener la pelota, cabeceada por Palinha por encima del travesaño.

El golazo de Thorgan Hazard ratificó la capacidad ofensiva de Bélgica para desnivelar desarrollos equilibrados y sin muchas llegadas. Lo más negativo para el equipo de Roberto Martínez fue la necesidad de reemplazar al comienzo del segundo tiempo a De Bruyne, lesionado tras un foul desde atrás de Palinha. Atraviesa por una mala racha física el media-punta de Manchester City, sustituido en la final de la Champions por un fuerte golpe en el rostro, que le impidió empezar la Eurocopa.

Cristiano Ronaldo y Thomas Vermaelen pelean por la pelota durante el partido de Eurocopa que disputan Portugal y Bélgica.En búsqueda de un mayor peso ofensivo, en Portugal ingresaron Bruno Fernandes -nunca estuvo a la altura de la expectativa que despertó su buena temporada en Manchester United- y Joao Félix, que a los pocos minutos exigió a Courtois con un cabezazo. Cristiano intentó aumentar su producción en ataque, pero en algunos esfuerzos dio algunos síntomas de cansancio. Un tiro libre frontal se le quedó en la barrera.

Renato Sanches rodeado por Kevin De Bruyne, Youri Tielemans y Thomas Meunier, durante el partido de Eurocopa que disputan Portugal y Bélgica.Jose Manuel Vidal.

Bélgica se defendía cerca de su área y apostaba a algún contraataque con la potencia de Lukaku. El partido se hizo áspero, cortado por las faltas y con alguna entrada fuerte, como la de Pepe sobre Thorgan Hazard. Portugal renovó aire arriba con el ingreso de André Silva. Hasta Pepe pasó a jugar de centro-delantero en los últimos minutos. Al acoso ofensivo de Portugal le faltó precisión en los últimos metros. Dejó la corona de campeón, pero le queda la tranquilidad de conciencia de haber entregado cuanto tenía. Bélgica, otro de los candidatos, se abrió paso en medio del sufrimiento. LANACION/Hondudiario

URL Corta: https://bit.ly/3qwswuQ
¡Escanéame!
Coma
Coma