“El Mágico” González ya tiene un museo y una estatua en El Salvador

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

*** Le tomó algunos años a El Salvador para homenajear a González de 66 años considerado como el máximo referente del fútbol salvadoreño.

Tegucigalpa, Honduras

El exfutbolista Jorge González Barillas, más conocido como “Mágico González”, cuenta desde este martes con un museo y una estatua en El Salvador, el pequeño país de 21.041 kilómetros de cuadrados con más de 6 millones de habitantes en el que nació y donde el fútbol es el deporte rey.

Le tomó algunos años a El Salvador para homenajear a González, de 66 años y considerado como el máximo referente del fútbol salvadoreño. Ahora ya hay un museo dedicado a su historia, un lugar en el que se repasa su carrera deportiva y que cuenta la historia del exfutbolista que se escabulle de los reflectores y solo aparece cuando es invitado a alguna actividad deportiva o de otra índole.

“En nombre de todos los salvadoreños te damos las gracias, Jorge, por ser auténtico y genuino”, dijo el presidente del Instituto Nacional de los Deportes de El Salvador (INDES), Yamil Bukele, durante la exhibición de la estatua.

“Mágico” agradeció a “todos” por el homenaje y aseguró que “el hecho de ser salvadoreño” le hace sentir “más orgullo. Además, recordó que el visitaba de niño el estadio que lleva su nombre. El museo y la estatua son parte de un homenaje organizado por el Gobierno de El Salvador en el Estadio Nacional Jorge “Mágico” González.

 

El Cádiz español tenía prevista jugar la pasada semana un partido amistoso con la selección de El Salvador, el plato fuerte de este homenaje ya que los hinchas esperaban ver jugar de nuevo a González.

Sin embargo, el evento fue suspendido luego que el avión que trasladaba a la expedición del equipo gaditano a San Salvador aterrizó de emergencia en el aeropuerto de Sevilla tras un fallo mecánico.

“Mágico” González adquirió en su etapa de futbolista la condición de mito entre la afición del Cádiz, club en el que debutó en septiembre de 1982, en el que jugó en dos etapas (1982-1984 y 1986-1991) y en total seis temporadas en Primera División y dos en Segunda.

El internacional salvadoreño, que entre 1984 y 1985 jugó una parte en el Real Valladolid y la otra en el Cádiz, en total 203 partidos en su etapa en España en los que marcó 60 goles.

El legendario González, tan imprevisible en su vistoso juego como bohemio en su vida privada recibió en 2018 un homenaje del Cádiz con ocasión de sus 60 años: bautizó con su nombre uno de los accesos al estadio Ramón de Carranza.

Jorge González es hoy por hoy el mejor jugador salvadoreño de todos los tiempos. En El Salvador, “el Mágico” jugó en Futbolistas Asociados Santanecos (FAS), en el extinto San Salvador e Independiente. En 1985 fue cedido por lo que restaba de la temporada al Real Valladolid y regresó al Cádiz para jugar hasta 1991, año en el que volvió al FAS para retirarse tras ganar dos ligas salvadoreñas.

Las andanzas dentro y fuera del campo de “el Mágico”, su genialidad, sus regates inverosímiles y las largas noches de fiesta son recordadas por expertos y la afición gaditana. El futbolista fue reconocido en 003 como “Hijo Meritísimo” de El Salvador por parte de la Asamblea Legislativa y se dio su nombre al Estadio Nacional, llamado anteriormente “Flor Blanca”. En 2013, “Mágico” ingresó en el Salón de la Fama del fútbol. EFE

En nuestra Portada...

Coma