Estados Unidos golea y avergüenza a Honduras en su casa

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

***Los visitantes remontaron en la segunda mitad y sumaron tres puntos en el Estadio Olímpico de San Pedro Sula.

Por: Josué Quintana Gómez

Tegucigalpa, Honduras

Honduras se desdibujó y lo pagó. Estados Unidos remontó y goleó por 4-1 a la escuadra nacional, en su fortín, el Estadio Olímpico de San Pedro Sula.

Pese a que la selección hondureña se puso en ventaja antes del primer tercio del juego, en la segunda mitad los visitantes arrollaron a los dirigidos por Fabián Coito.

La afición hondureña cumplió, pero la «H» no dio el ancho en su casa y en su primera presentación en casa dejó ir puntos y cayó con una ventaja amplia.

Choque en el Olímpico:

La «Bicolor» tomó la iniciativa, desde el arranque se acomodó de inmediato en el césped del fortín sampedrano y explotó la banda derecha, con la sociedad de Andy Najar y Carlos Pineda.

Otra sociedad catracha que puso en aprietos a la escuadra norteamericana, fue la dupla ofensiva de Bryan Moya y Anthony «Choco» Lozano, ya que su acecho y marcación en la salida de los visitantes fue sofocante.

Los visitantes intentaron quitarle la pelota a Honduras, pero su estrella, Christian Pulisic, tuvo un duelo en el medio campo con el aguerrido Deybi Flores, que cortó la mayoría de sus avances.

El acoso hondureño se mantuvo durante los primeros 25 minutos, pero Estados Unidos llegó con algunos balones largos a la meta de Luis «Buba» López.

La insistencia de la «H» tuvo recompensa hasta el minuto 27, en una jugada por la izquierda, el «Choco» intentó peinar un centro en el primer poste de la meta defendida por el portero Matt Turner, pero el balón descendió en el centro del área y fue moya que de «palomita» y con gran clase puso el parcial 1-0.

Honduras se agrandó, mientras los estadounidenses cortaron el juego con varias faltas tácticas, especialmente sobre Kervin Arriaga. El primer tiempo cerró con la ventaja de local por 1-0.

Aunque, sobre el cierre Pulisic cazó un filtración y Maynor Figueroa tuvo que barrer con gran riesgo. Estados Unidos avisaba.

Reajuste norteamericano:

El entrenador visitante, Gregg Berhalter, movió sus piezas en el camerino preparó tres modificaciones: Antonee Robinson por George Bello; Sebastian Lletget ingresó por John Brooks y Brenden Aaronson dio espacio a Josh Sargent.

Debido a la intensidad del juego, Fabián Coito sustituyó hombres en la oncena de Honduras, José García ingresó por
Carlos Pineda; Rommell Quioto lo hizo por el «Choco» Lozano y el «Bambino» Rigobero Rivas entró de cambio por el fatigado Jonathan Rubio.

El «Equipo de las Barras y las Estrellas» fue otro con el reajuste y apenas en el reinicio igualó el marcador.

El recién ingresado, Robinson tenía dos minutos en la cancha y pescó un rebote, la defensa hondureña se confundió y lo pagó. Estados Unidos puso el parcial 1-1 y enmudeció al Olímpico.

La estrella norteamericana, Pulisic salió fundido al minuto 70 y entró Cristian Roldan. Los visitantes se sentían cómodos en césped sampedrano y la garra catracha se esfumó.

Honduras tenía otra cara, no elaboraba fútbol y se acercaba la avalancha. Coito descompuso el equipo, sin mayores justificaciones, al menos para la prensa deportiva.

Ricardo Pepi le pintó la cara a la zaga hondureña y cabeceó con gran potencia, venció a «Buba» López y Estados Unidos ponía el 2-1 parcial al minuto 75. Faltaba más.

La descomposición de Honduras se agudizó, Coito siguió el invento y sacó a Marcelo Pereira para darle paso a Eddie Hernández, que atacó sin éxito en el cierre.

Bryan Acosta entró por Deybi Flores para refrescar el medio campo porque el equipo hondureño no tenía empuje, no tenía corte y no tenía generación de fútbol.

La armada estadounidense buscó la meta catracha y logró el 3-1 al minuto 86, Brenden Aaronson, puso el 3-…

URL Corta: https://bit.ly/3yX3tni
¡Escanéame!
Coma
Coma