La migración pone en riesgo el capital humano para trabajar en Honduras, advierte académico

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

*** La población joven está impactando directamente en la fuerza productiva de Honduras.

Tegucigalpa, Honduras

El director de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (Flacso) Honduras, Rolando Sierra, advirtió que “si Honduras continúa con la tendencia del fenómeno migratorio, especialmente de gente joven, va a perder el capital humano”.

Sierra estimó que más de 100 mil hondureños han migrado del país hacia los Estados Unidos, especialmente población joven, hombres, mujeres y niños.

“En caravanas están migrando los sectores más pobres del país y que no podían pagar un traficante de personas, también las parejas jóvenes con uno o dos hijos”, apuntó.

El académico indicó que 50 mil hondureños han sido deportados en su intento de llegar al país norteamericano.

“De acuerdo a proyecciones al 2035 al 2040, no va a existir en el país el capital humano para trabajar”, alertó.

Los especialistas señalan que la población joven está impactando directamente en la fuerza productiva de Honduras, repercutiendo en el agro y la producción de granos básicos.

Lo anterior es algo que se puede notar cuando el sector cafetalero necesita cortadores para sacar la cosecha y no se encuentra mano de obra en el país, ya que muchos jóvenes prefieren migrar y no trabajar de cortando café.

“Se mantiene la tendencia de diversos estudios de opinión, en donde arrojan que más de un 40 por ciento de los hondureños dicen que están dispuestos a migrar del país, especialmente los jóvenes, quienes sostienen que no ven ningún tipo de oportunidades, en primer lugar sociolaborales y en segundo lugar oportunidades educativas, asimismo que en el país no existe un entorno de seguridad ciudadana; es comprensible porque la violencia y la inseguridad son las principales razones de migración”, arguyó Sierra.

Por otra parte, también hay preocupación porque, a pesar de que el flujo de dinero de las remesas en la actualidad representa cerca del 24 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) del país centroamericano, no se traducen en superación de pobreza, denotando que modelo de crecimiento económico y desarrollo actual necesita una revisión. OB/Hondudiario

URL Corta: https://bit.ly/3DHFVpH
¡Escanéame!
Coma
Coma