Blinken dijo que su viaje a China tiene como objetivo mejorar la comunicación con Beijing 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

*** Será la primera visita al gigante asiático de un alto diplomático estadounidense en casi cinco años. Afirmó que la competencia intensa requiere una diplomacia sostenida para garantizar que no se convierta en confrontación o conflicto. 

Tegucigalpa, Honduras

Antony Blinken

El secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, dijo el viernes que su próxima visita a China tiene como objetivo abrir mejores comunicaciones “al abordar las percepciones erróneas y evitar los errores de cálculo”. 

“La competencia intensa requiere una diplomacia sostenida para garantizar que la competencia no se convierta en confrontación o conflicto”, dijo Blinken. 

“Eso es lo que el mundo espera tanto de Estados Unidos como de China”, dijo. 

Blinken sostendrá conversaciones el domingo y el lunes en Beijing en el primer viaje de un alto diplomático estadounidense en casi cinco años. 

El viaje fue reprogramado después de que EEUU cancelara una visita planificada de Blinken a Beijing en febrero después de que la potencia norteamericana dijera que detectó, y luego derribó, un globo espía chino. 

La visita ocurre tras varios meses de tensiones por la situación de Taiwán y el acercamiento de China a Rusia ante la guerra de Ucrania. 

Esta misma semana, Blinken acusó a China de tener un centro de espionaje en Cuba al menos desde 2019, algo que han negado tanto Pekín como La Habana. 

El primer objetivo del viaje a China, dijo Blinken en una conferencia de prensa, es “establecer comunicaciones abiertas y empoderadas, para que nuestros dos países manejen responsablemente nuestra relación”. 

En segundo lugar, dijo, el objetivo era establecer un récord claro sobre los intereses y valores de Estados Unidos y, en tercer lugar, explorar áreas de posible cooperación, incluida la estabilidad económica mundial, la lucha contra el narcotráfico y los problemas climáticos y de salud que afectan al mundo. 

Dijo que también plantearía el tema de los ciudadanos estadounidenses detenidos por China. 

China ha detenido a varios ciudadanos estadounidenses por varios cargos, incluido Kai Li, un empresario acusado de espiar en 2016, y David Lin, un pastor estadounidense detenido desde 2006. 

“Plantearé el tema de los detenidos. Tenemos conversaciones en curso con China. Velar por la seguridad y bienestar de los estadounidenses, incluidos los detenidos arbitrariamente, es una prioridad en mi agenda”, explicó en una rueda de prensa. 

El líder de la diplomacia estadounidense confesó que varios aliados han pedido a Estados Unidos que gestione su rivalidad con China de una forma “responsable” y que busque áreas de cooperación que beneficien a todo el mundo. 

“Veremos cómo van las cosas. Creo que es importante. Es un buen paso porque hay mucho trabajo que hacer”, dijo sobre el viaje. 

Por su parte, el secretario de Defensa estadounidense, Lloyd Austin, afirmó hoy que se seguirá trabajando para asegurar que las “líneas de comunicación” entre su país y China estén “abiertas”. 

Austin se pronunció en ese sentido después de que a principios de mes coincidiera con su homólogo chino, Li Shangfu, pero no llegara a reunirse con él, en el Diálogo Shangri-La (2-4 de junio) en Singapur, el foro de seguridad anual más importante de Asia. 

“La puerta está abierta, mi línea telefónica está abierta, así que pueden descolgar el teléfono y llamar en cualquier momento y seguiremos trabajando para asegurar que tenemos líneas de comunicación abiertas”, declaró Austin en una rueda de prensa tras una reunión de ministros de Defensa de la OTAN celebrada en Bruselas. Infobae/Hondudiario  

 

En nuestra Portada...

Coma