Cae la llegada de migrantes a EE.UU. después de que México aumentara detenciones

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

*** Según las autoridades estadounidenses, las detenciones en la frontera entre EE. UU. y México han disminuido a 2 mil 500 por día.

Tegucigalpa, Honduras

La llegada irregular de migrantes a la frontera sur de Estados Unidos ha bajado en los primeros días de enero después de que México aumentara las detenciones en su territorio, bloqueando el paso de los migrantes, afirmó este lunes el secretario estadounidense de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas.

“Estamos agradecidos por el renovado compromiso de México con la aplicación de medidas para abordar el desplazamiento de personas hacia el norte”, dijo Mayorkas durante una rueda de prensa en Eagle Pass (Texas), fronteriza con Piedras Negras (México) y cercana al Río Grande, una de las principales rutas de cruce para los migrantes en esa zona.

Según las autoridades estadounidenses, las detenciones en la frontera entre EE. UU. y México han disminuido a 2 mil 500 por día, en comparación con el promedio de 8 mil 400 detenciones diarias alcanzadas en diciembre.

Entre otras acciones, las autoridades mexicanas han aumentado las deportaciones de migrantes y refugiados que atraviesan México en un intento por llegar a Estados Unidos.

Específicamente, la agencia de migración de México ha llevado a cabo al menos 22 vuelos desde la región limítrofe con Estados Unidos hacia ciudades del sur, colindantes con Guatemala, durante los últimos diez días de diciembre, según Witness at the Border, un grupo de defensa de los migrantes.

La mayoría de esos vuelos tuvieron como punto de partida Piedras Negras, fronteriza con Eagle Pass.

Además, México y Venezuela anunciaron a finales de diciembre que reanudaban los vuelos para repatriar a los venezolanos que se encuentran en territorio mexicano.

Estos cambios se produjeron después de que una delegación de Estados Unidos, integrada entre otros por Mayorkas, se reuniera a finales de diciembre en México con el presidente de ese país, Andrés Manuel López Obrador.

Ambas partes acordaron intensificar los esfuerzos de ambas naciones para “interrumpir el tráfico de personas, combatir la trata y desmantelar redes criminales”, según el comunicado final.

En diciembre, la agencia de migración de México anunció la suspensión de las deportaciones y transferencias de migrantes debido a la falta de fondos, lo que provocó que migrantes y refugiados llegaran a Estados Unidos en niveles récord durante las últimas semanas del año.

Solo en los primeros 28 días de diciembre de 2023, la patrulla fronteriza detuvo a 235 mil migrantes que intentaban cruzar de manera irregular la frontera con México, según datos de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) a los que accedió la cadena CBS.

Esas cifras significan que, cada día, fueron detenidos 8 mil 400 migrantes que intentaban llegar a Estados Unidos.

El dato de diciembre marcó un récord: nunca antes se habían registrado tantas llegadas de migrantes desde que comenzaron a recopilarse datos en el año 2000. Este aumento se suma a los más de dos millones que fueron detenidos en el año fiscal 2022 y, de nuevo, en el año fiscal 2023.

Esos números reflejan la desesperación de aquellos que están dispuestos a arriesgarlo todo para escapar de la violencia y la pobreza en busca de una vida mejor.

Según la CBP, se ha registrado un significativo aumento en los últimos meses en la migración proveniente de Venezuela, Colombia y Haití. EFE

En nuestra Portada...

Coma