Agua potable en la capital enfrenta déficit de 100 millones de metros cúbicos

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

*** Ante el desabastecimiento que enfrenta la capital, Amador destaca que es necesario que, tanto la población, así como las autoridades unan esfuerzos para encontrar soluciones duraderas que aseguren el acceso equitativo al vital líquido.

Tegucigalpa, Honduras

 

El presidente de la Asociación de Juntas de Agua, Manuel Amador, sacó a la luz la situación que diariamente enfrentan los habitantes de la capital hondureña, señalando que los pobladores de Tegucigalpa ya están acostumbrados a los racionamientos de agua debido al déficit de 100 millones de metros cúbicos que persiste en la región.

Señala que, la falta de nuevas represas agrava la situación, al tiempo que lamentó lo que él cataloga como, la ausencia de voluntad política por parte del gobierno actual para invertir en infraestructura hidráulica, señalando que la construcción de represas como Guacerique II y  Río del Hombre, es vital para solventar la crisis del agua de manera permanente.

La subgerencia de Agua Potable de la Alcaldía Municipal del Distrito Central, anunció que los consumidores conectados a las redes de las represas Concepción y los Laureles reciben el servicio de agua únicamente dos veces por semana, reflejando las dificultades de abastecimiento.

Con los embalses de Concepción al 56 por ciento, y los Laureles al 60 por ciento de su capacidad, los niveles actuales permiten mantener los racionamientos sin mayores cambios.

Enfatizó en que esta situación evidencia la urgencia de tomar medidas efectivas para enfrentar la crisis hídrica.

Amador criticó el optimismo respecto a la represa San José-Jacaleapa, en construcción actualmente, argumentando que sus 8 millones de metros cúbicos de capacidad no serán suficientes para cubrir el déficit de 100 millones.

Adicionalmente, señaló que la nueva represa beneficiará solo a algunas colonias, dejando desatendidas a otras 200 con problemas de abastecimiento.

“Se van a favorecer las colonias como Villa Nueva, Villa Vieja, residencial Honduras, la Kennedy, es decir los sectores que están inmediatos, pero aquí tenemos alrededor de 200 colonias con problemas de abastecimiento”, enfatizó.

Ante esta situación, argumentó que la población y las autoridades deberán unir esfuerzos para encontrar soluciones duraderas que aseguren el acceso equitativo al agua, un recurso vital para la salud y el bienestar de la población. KH/Hondudiario

En nuestra Portada...

Coma