La niñez entre los sectores más vulnerables por la violencia en Honduras 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

*** Informe del Conadeh sobre la niñez revela que, más de 4,200 niños murieron en circunstancias violentas desde el año 2010 al 2022, al menos 1.2 millones están excluidos del sistema educativo.  

Tegucigalpa, Honduras

Víctimas de desplazamiento forzado, actos de tortura, asesinatos, muchos de ellos sumidos en la pobreza, viviendo en la calle, sin acceso a servicios de salud y excluidos de la educación, convierten a la niñez hondureña en uno de los sectores más vulnerables del país, según datos revelados por el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos (Conadeh). 

En el marco de la inauguración de un mural titulado “Poniéndole color a tus derechos”, en el puente “Fe y Esperanza” del Bulevar Suyapa, dibujo inspiración por el talento del niño Erick Odair López, originario de Santiago de Puringla, La Paz, la delegada Adjunta I del Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, Yumila Díaz, presentó un informe que devela la crítica situación que enfrenta la niñez hondureña. 

Indicó que entre el 2019 y el 2022, el Conadeh atendió más de 1,020 quejas de violaciones y vulneraciones a los derechos fundamentales de los niños y las niñas. 

Según las denuncias atendidas por el Conadeh, durante ese periodo, los niños fueron objeto de violaciones del derecho a la educación, la salud e incluso, muchos fueron víctimas de la desintegración familiar. 

Díaz fue contundente al señalar que, la niñez es uno de los grupos en situación de vulnerabilidad más afectados por la violencia que dejo, en los últimos 13 años (2010 al 2022) alrededor de 4,200 niños y niños muertos en circunstancias violentas. 

Señaló que, solo en el 2022, la violencia contra la niñez fue de tal magnitud que 79 municipios del país fueron escenario de la muerte violenta de unos 160 niños y niñas que perdieron la vida, en la mayoría de los casos, en la vía pública y, en menor porcentaje, en su vivienda o en un vehículo. 

Se estima que, en Honduras, los niños, las niñas y adolescentes representan el 39 por cietno de los 9.5 millones de hondureños, muchos de ellos sumidos en la pobreza, viviendo en situación de calle, sin acceso a servicios de salud y alrededor 1.2 millones excluidos del sistema educativo. 

La defensora de los derechos humanos resaltó que, en el 2022, la niñez fue uno de los sectores de la población más vulnerables ante el desplazamiento forzado por la violencia, involucrando a 568 personas menores de 18 años, cantidad que incluye a unos 220 niños y niñas con edades que oscilan entre los seis y doce años de edad, afectados por esta situación. 

Además, 13 departamentos del país fueron escenario de desplazamiento o riesgo de desplazamiento de niños, niñas y jóvenes, concentrándose el mayor número de infantes afectados por esos hechos, en Francisco Morazán con 295 casos, Cortés 72, Choluteca 75 y Atlántida con 43. 

Instan al Estado hondureño a investigar hechos violentos contra la niñez 

La delegada del Conadeh recordó, a las autoridades hondureñas, la necesidad de promover y aplicar la Convención sobre los Derechos del Niño y demás disposiciones pertinentes relativos a la protección y el bienestar de los niños privados del cuidado de sus padres o en peligro de encontrarse en esa situación. 

“Es urgente que se hagan esfuerzos encaminados a lograr que los niños y niñas estén bajo el cuidado de su propia familia o, en su defecto, encontrar soluciones apropiadas y permanentes”, dijo Díaz. 

Agregó que, en aras del Interés Superior del Niño, el Estado hondureño debe garantizar que, las instituciones, servicios y establecimientos encargados del cuidado o la protección de los niños cumplan las normas establecidas por las autoridades competentes, especialmente en materia de seguridad. 

Las autoridades hondureñas, encargadas de la seguridad, deben cumplir a cabalidad su deber de realizar una investigación sobre hechos que violenten o vulneren los derechos de los y las niñas con la debida diligencia, asegurando el interés superior de la niñez, precisó. 

Conadeh reconoce talento del niño de Santiago de Puringla  

El niño Erick Odair López creador del dibujo plasmado en el puente “Fe y Esperanza” del Boulevard Suyapa agradeció el reconocimiento del CONADEH y explicó que, el mismo representan los derechos de la niñez y la necesidad que sean respetados por la sociedad. 

Originario de Santiago de Puringla, La Paz, López, de 14 años, que tiene entre sus sueños ser arquitecto, dejó bien claro que su talento tiene que ver mucho con el arte del dibujo donde dejo de manifiesto su capacidad, su ingenio, su inteligencia y que es un niño brillante. 

Por su parte, la profesional del diseño gráfico Wendy Mairena destacó la importancia de recuperar los espacios a través del arte y mostrar el talento que tienen, sobretodo, los niños. 

La niñez hondureña tiene muchos sueños lo que hace falta es crear las oportunidades para que ellos puedan realizarlos y que no solo se queden en lo que pudo ser. 

El arte es importante para abrir las puertas a la identidad cultural y se le dé el valor que merece a los artistas en el país, concluyó. OB/Hondudiario  

 

En nuestra Portada...

Coma

Coma