BCIE aprueba ayuda de emergencia por otros $500 mil para Honduras

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

***Los recursos del BCIE permitirán implementar acciones para reducir los impactos negativos y brindar una atención oportuna a la población más afectada.

Tegucigalpa, Honduras
Sede del BCIE en Tegucigalpa

El Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) aprobó a la República de Honduras una ayuda de emergencia y por desastres naturales por un monto de 500 mil dólares, para contribuir a la atención de forma inmediata y oportuna a las necesidades de las familias hondureñas afectadas como consecuencia de las torrenciales lluvias provocadas por el paso de la tormenta tropical Julia.

“Nuestra región ha sido golpeada por esta depresión tropical causando pérdidas humanas y económicas, nos solidarizamos con las familias damnificadas y nos sumamos a las acciones que las autoridades gubernamentales están realizando para implementar los mecanismos prioritarios que salvaguarden la vida y la seguridad de los hondureños garantizando su atención básica”, comentó el presidente ejecutivo del BCIE, Dante Mossi.

Los recursos de esta ayuda de emergencia apoyarán las acciones del gobierno hondureño implementen para atender las secuelas que este fenómeno climatológico provocó, incluyendo la compra de alimentos, agua potable y bienes de primera necesidad, medicamentos y equipo médico, servicios de atención médica, insumos para albergues, construcción o reparación de infraestructura, entre otras necesidades que se requieran cubrir.

Estos recursos se suman a la ayuda humanitaria por 500 mil dólares brindado a Honduras para los recientes deslaves ocurridos en la capital.

La Oficina de Representación del BCIE en Honduras será la encargada del seguimiento en la ejecución, asimismo la supervisión se realizará conforme a las normas y con los procedimientos establecidos por el BCIE para este fin.

El Banco está brindado apoyo a Guatemala, El Salvador y Nicaragua, países socios fundadores que también fueron afectados por este fenómeno natural.

El BCIE continuará impulsado programas y proyectos para que los países de la región implementen medidas de prevención y adaptación al cambio climático que permitan reducir la vulnerabilidad ante fenómenos naturales.

En cumplimiento de nuestro mandato constitutivo, y a la luz de los desafíos que el entorno mundial ha impuesto en los últimos años, nuestras intervenciones están jugando un rol fundamental en amortiguar los impactos en la estabilidad macro, estimular la reactivación económica y procurar la salvaguarda de los grupos más vulnerables en todos los países de la región. GO/Hondudiario

En nuestra Portada...

Coma