Fundaniquem atiende ingreso de 6 niños quemados, pero no son por pólvora

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

*** Con las fiestas decembrinas, la venta de pólvora se incrementa.

Tegucigalpa, Honduras
Doctora, Judith Andino

La psicóloga y psicoterapeuta de la Fundación Hondureña para el Niño Quemado (Fundaniquem), Judith Andino, informó que en lo que va del año han realizado más de 40 atenciones a infantes con quemaduras y de momento no hay registros de niños lesionados por pólvora.

Andino reveló a Hondudiario que actualmente tienen el ingreso total de seis niños, pero no son por pólvora.

Con las fiestas decembrinas, la venta de pólvora se incrementa, por lo que es más fácil para un niño tener acceso a artefactos explosivos.

“Por pólvora empiezan a ingresar en la etapa de enero y ahorita se están incrementando más por sopa caliente, agua caliente y café”, indicó.

La profesional de la salud adelantó que de momento están creando campañas de concientización, semanalmente a través de los medios de comunicación y redes sociales, además de programas dentro de la sala hospitalaria para cada padre de familia y los niños.

En cuanto a las atenciones de niños quemados, precisó que se han brindado más de 40 atenciones, y “en consulta externa se ven alrededor de 20 niños a nivel semanal”.

Habitualmente “andan en consulta externa 20 niños y a nivel anual tenemos a nivel entre 60 y 70 pacientes”, detalló.

Andino explicó que una vez que haya ingresado el paciente al centro hospitalario de quemados es atendido por todo el personal médico; intensivistas, nutrición, psicología, trabajo social y también intervenido a nivel de medicamentos.

“La fundación cubre tanto la estadía de inicio a fin de los niños y tanto los medicamentos, entonces por ende los padres de familia no deben gastar absolutamente nada dentro esta atención hospitalaria”, expuso.

“Una vez que el niño haya salido, porque no se sabe cuánto es la estimación y duración del tiempo entre uno a dos meses, el niño puede salir y el seguimiento continuo es ingresar de nuevo a consulta externa para chequeos médicos, proporcionar vaselina, medicamentos y en un momento pues es dado de alta”, completó.

Sobre la venta de pólvora durante la época navideña, la doctora opinó que sería muy importante que las autoridades del país puedan extender un permiso para su comercialización, “porque sabemos que hay padres de familia que viven de esta venta”

Entonces “no tenerla al alcance de los niños, tratar de no dejar cargadores conectados toda la noche, velas encendidas, conectores toda la noche por una estadía prolongada, ya que esto es lo que ocurre que los niños puedan tener ese tipo de quemaduras”, aconsejó. OB/Hondudiario

URL Corta: https://bit.ly/3HB8Q1h
¡Escanéame!
Coma
Coma