Salida del CIADI es otro “golpe” al desarrollo y “amenaza” con desatar huida de inversionistas

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

*** La denuncia del CIADI es un acto de “auto-sabotaje” económico que pone en “riesgo” no solo la estabilidad actual sino también las oportunidades futuras de crecimiento.

Tegucigalpa, Honduras

El Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), se pronunció sobre la denuncia de Honduras al Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones (CIADI), y expresó su “profunda” preocupación.

Consideró que esta acción es otro “golpe” a las aspiraciones de desarrollo y progreso, prácticamente “le tira la puerta en la cara” a la inversión extranjera y la comunidad internacional, enviando un mensaje “alarmante” de que en Honduras no se valora la seguridad jurídica ni el diálogo.

Desde el sector privado señalaron que lejos de proteger los intereses nacionales, el retiro del CIADI amenaza con desatar una huida de inversionistas en un momento en que más se necesita de su confianza y capital para impulsar la economía.

“Estamos, sin duda, arriesgando relaciones comerciales vitales por una apuesta que no ha sido debidamente valorada en términos de sus consecuencias a largo plazo”, cuestionó el Cohep.

La denuncia del CIADI es un acto de “auto-sabotaje” económico que pone en “riesgo” no solo la estabilidad actual sino también las oportunidades futuras de crecimiento y desarrollo del país.

En ese caso, indicaron que “en un mundo globalizado, donde las reglas del juego están claramente definidas, decisiones como esta nos colocan en una posición desventajosa en el tablero internacional”.

Finalmente, instaron a una reconsideración inmediata de esta decisión, por el bien de Honduras y su gente, porque “es momento de dialogar, de buscar consensos y de tomar decisiones basadas en una visión estratégica de desarrollo sostenible y crecimiento inclusivo”. PC/Hondudiario

En nuestra Portada...

Coma